¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

Otra sorpresa
PARADOJAS DE LA FÓRMULA

Cuando toda esperanza está perdida

Porque no hay butacas disponibles para manejar uno de los autos de El Circus. Se disparan las opciones y empieza una exótica danza de cascos, que no se sabe en qué terminará

renco press. México. 13 de octubre de 2017. Ángelo della Corsa. Todo ha estado en calma y de pronto se deja venir el oleaje. Este año en particular, porque casi no ha habido movimientos gruesos en cuanto a la contratación de pilotos. Sí. Es cierto que en algunas carreras se han presentado los sustitutos según el caso, pero no más allá. Como fue cuando se vio a Jenson Button, a Antonio Giovinazzi o a Paul di Resta, quienes han cumplido su función encomendada, y se vuelven a guardar.

Por otro lado, muchos corredores son quienes están en espera de la gran oportunidad. Empezando por los jóvenes emergentes que vienen de las categorías alimentadoras de la F1. Pero también, algunos ya con sus años a cuestas, como es el caso de di Resta, y en especial de Robert Kubica. Sin olvidar a otros que se fueron en las dos temporadas previas y sueñan con volver

Sébastien Buemi

LO INESPERADO
Los caprichos de la Fórmula van por otro lado. Y ningunos mejores para protagonizarlos, que los de Red Bull, siempre con ases en la manga para ensalzar los juegos.

Todo el barullo lo ha desencadenado el hecho de que cambiarán de unidades de potencia en su equipo junior. Toro Rosso. De usar las de Renault, pasarán a servirse de las de Honda.

Los japoneses llegan con tecnología y con mucho dinero para invertir en promocionarla. Muy bien que el equipo menor de la casa de Austria, les va a ayudar a hacerlo. Para eso han metido en la danza, al menos a seis pilotos: primero al inglés Jolyon Palmer a quien empujaron para que lo indemnizara Renault y por lo que se ve, ya ha quedado fuera. Luego a Daniil Kvyat a quien ya el año pasado lo habían degradado de RBR para volverlo a Toro Rosso.

Después, avisan de un día para otro que traerán al francés Pierre Gasly. Y en Malasia lo hacen debutar en perjuicio de Kvyat; luego, Gasly corre bien en el GP de Japón y aparentemente lo ratifican. Pero sucede que él es un piloto Honda y la empresa nipona quiere que termine el torneo de la Súper Fórmula japonesa –para que quizás gane ese campeonato– ya que habrá una carrera definitoria allá el mismo domingo en el que será el GP de los EUA

Así es que comienzan a buscar reemplazos, porque el español Carlos Sainz ya se ha cedido a Renault.

Para esto, es que suena el nombre de Sebastian Buemi quien tiene puesta la bandera de Toyota en otras competiciones y por ello se dificultará que lo liberen; la idea en firme es que regresará Kvyat y ahora, le falta compañero.

MOMENTO DE PEDIR OTRA BARAJA
Ya no se sabe si será para una carrera o para las cuatro que aún quedan por dirimir, pero por lo pronto de un mazo nuevo de cartas, sacan la de Brendon Hartley de quien han dicho, oficialmente, que él estará arriba del Toro Rosso en Austin, haciendo el dúo con Kvyat.

Sólo dios sabrá cómo y por cuánto lo han contratado, de qué tamaño es el periodo del convenio y menos aún: cuál será la alineación de 2018.

Lo que está claro, es que los tres no caben donde hay espacio sólo para dos. ¿A quién despacharán? Ya se verá en su momento.

Sólo hay 10 equipos y ya casi todos con sus cupos llenos. Pilotos que podrían llegar, los hay por docenas. Esto es que manda la oferta sobre la demanda. Y entonces, quienes mandan, son los compradores.

DE DÓNDE SALIÓ BRENDON
Es piloto oficial de la escuadra de Porsche en el Campeonato Mundial de Resistencia. Y ya fue campeón en esta liga, junto con Mark Webber, Timo Bernhard, pero también hace el trío con Earl Bamber.   

Estuvo en el equipo que ganó en Le Mans en 2017. Y va liderando, cuando faltan todavía tres carreras.

Había estado bajo contrato como reserva en los equipos de la bebida energética. De hecho, en la temporada de 2009 probó con Toro Rosso. Luego, fue misteriosamente hecho de lado.

Nació en Palmerston, Nueva Zelanda, el 10 de noviembre de 1989.

Es bueno, pero no se puede decir que sea un piloto excepcional. La cuestión es que tenga muy buena suerte en Austin y entonces, esperar para saber qué le darán.

Brendon Hartley

¡A Mil Por Hora!

SUBIR